La primera vez que fui a Japón fue hace unos 10 años. Por aquél entonces, una anime que resonaba mucho por internet, y al que me enganché era Shakugan no Shana. Mi primera parada en un conbini fue para probar el meron pan, que era la comida favorita de Shana.

Hoy en día sigue siendo uno de los bollos dulces más populares en Japón, y mi apetito por ellos no ha disminuido. Para los que no sepáis lo que es, se trata de un bollo dulce recubierto de una capa crujiente en el exterior.

El nombre de meron pan viene de dos palabras extranjeras adoptadas en japonés: melón y pan. Curiosamente, lo que le da el nombre no es el sabor, sino el patrón rallado con el que se hacen; originalmente solo se hacían las líneas en una dirección, pero con el tiempo hicieron un patrón de cuadrados.

Shana comiendo melon pan

En realidad el bollo interior suele tener gran variedad de sabores; desde azúcar, mantequilla y café, hasta melón, matcha o chocolate. La capa exterior está glaseada y queda abrillantada por el azúcar.

El asunto es que, como no es fácil encontrarlos en mi país, he aprendido a hacerlos yo misma, y aquí os dejo la receta.

Ingredientes (para 8 panes)

El bollo interior

  • 200 gr de harina de fuerza
  • 50 gr de harina de repostería
  • 35 gr de azúcar
  • 3 gr de sal
  • 3 gr de levadura seca instantánea
  • 1/2 huevo (con un huevo también vale)
  • 8 gr de leche en polvo
  • 35 gr de mantequilla
  • 120 ml de agua

La cubierta

  • 55 gr de mantequilla
  • 90 gr de azúcar
  • 1 sobre de azúcar con sabor a vainilla (aproximadamente 1 cucharada)
  • 1 huevo
  • 200 gr de harina de repostería
  • 1/4 de cucharadita de bicarbonato de soda
  • 1/4 de cucharadita de polvos de hornear

El acabado final

  • 100 gr de azúcar

Preparación

  1. En la amasadora o a mano, mezclar todos los ingredientes del bollo interior, menos la mantequilla. Mezclar durante dos o tres minutos a baja velocidad.

  2. Agregar la mantequilla y amasar a mayor velocidad hasta que la masa esté brillante y elástica (aproximadamente 10 minutos en total, depende de tu máquina).

  3. Colocar en un recipiente engrasado, tapar y dejar fermentar 1 hora. En verano lo dejo 15 minutos a temperatura ambiente y 2 horas en el refrigerador.

  4. Dividir en 8 porciones de uno 50 gr, y dejar reposar otros 10 minutos.

  5. Mientras tanto vamos a hacer la cubierta. Batimos la mantequilla hasta que esté suave, agregamos el azúcar, el azúcar con sabor a vainilla y batimos muy bien. Luego agregamos el huevo poco a poco, y cuando esté bien integrado, incorporamos el resto de los ingredientes tamizados. Mezclamos con una cuchara de madera muy bien; queda como una masa para galletas.

  6. La cubierta se divide en ocho porciones. Se coloca una porción entre dos film de plástico, se estira con el rodillo que quede de unos 0,3 cm aproximadamente.

  7. Se retira la capa superior del film de plástico y se coloca encima una bola de masa previamente humedecida con una brocha. Con el film inferior se cierra la cubierta recubriendo la bola de masa, y se presiona con fuerza para que quede bien envuelta (ver fotos 1 y 2).

  8. Retiramos el film de plástico y pasamos el resultado por abundante azúcar (el del acabado).

  9. Colocamos sobre la mesa, y con un cuchillo o espátula hacemos las incisiones sobre el pan, presionando cuidadosamente la masa (ver foto 3).

  10. Colocamos el bollo sobre la bandeja donde se horneará, dejando espacio entre cada uno.

  11. Dejamos reposar durante unos 30 o 40 minutos, hasta que el bollo duplique su tamaño.

  12. Precalentamos el horno a 190-200 grados y horneamos durante unos 12-15 minutos.

Foto 1: Centramos el bollo en el interior de la galleta

Receta de melon pan - foto 1

Foto 2: Envolvemos la el bollo interior con la galleta

Receta de melon pan - foto 2

Foto 3: Marcamos el patrón característico del meron pan

Receta de melon pan - foto 3

A comer!


Comments

comments powered by Disqus